Sin palabras nos hemos quedado. Lo siento es lunes…